Consejos para crear nombres de empresa y generadores gratuitos

Consejos para crear nombres de empresa y generadores gratuitos

Elegir nombres de empresas es uno de los procesos más ilusionantes y, a su vez, complicados al que nos podemos enfrentar a la hora de lanzar una marca o negocio al mercado.

Por sencillo que pueda parecer, si tenemos en cuenta la repercusión que tiene elegir un nombre que dé cabida a malas interpretaciones, o que pueda resultar ofensivo a un segmento de la población, todo se vuelve más complejo. Por no hablar de que el nombre que elijamos ya esté registrado o pertenezca a otra empresa…

Estas son algunas de las razones por las que, a menudo, crear nombres de empresa suele ser un proceso que preocupa a los dueños de negocios.

Además, piensa que el nombre elegido le acompañará en toda su trayectoria, por lo que debe abarcar todos los valores de sus posibles nichos de mercado.

Por todo ello, en este artículo veremos aspectos clave y errores a evitar para que este proceso sea lo más llevadero posible. Y, además, veremos algún que otro generador de nombres para empresa que te ayudará a obtener inspiración.

Nombres de empresas: ¿Cómo crearlos?

Uno de los primeros consejos que me gustaría dar, antes de entrar en profundidad a explicar cómo crear nombres de empresa, es que le dediques tiempo de calidad. Es decir, no lo hagas en tus ratos libres ni en huecos que se han quedado vacíos.

Elegir nombres originales de empresa debe ejecutarse minuciosamente. En este sentido, se debe analizar la repercusión de cada idea.

Mi recomendación es que bloquees las horas que vayas a necesitar en agenda y procures que nadie te interrumpa con otros asuntos. Solo si estás enfocado, lograrás obtener el nombre que mejor representará a tu negocio.

A continuación, encontrarás una breve guía en la que te comparto todo esto:

  • Listado de 10 aspectos clave que te situarán en el camino correcto.
  • 7 errores que debemos evitar a la hora de crear nombres de empresa.
  • Herramientas online en caso de que necesites un creador de nombres.

Crear el nombre de empresa es uno de los momentos más importantes en los inicios de un negocio, con efectos perdurables en el largo plazo.

10 aspectos clave para crear un nombre de empresa

10 aspectos clave para crear un nombre de empresa

Si estás buscando nombres originales de empresa, y no sabes qué pasos seguir para acertar y dar con la idea definitiva, estas recomendaciones podrán ayudarte.

¿Empezamos? Aquí van algunas de las pautas más significativas:

1) Cooperatividad

Este podría ser uno de los primeros pasos a la hora de crear nombres de empresa. Reúnete con tus socios o compañeros y anotad todas las ideas que surjan en primera instancia. En esta fase, todas son buenas.

Como sugerencia, te diría que también invites a participar a tus familiares y amigos. Quizás te den buenas ideas sobre las que trabajar.

2) Enfoque de nicho

Como cualquier acción de marketing, el nombre de empresa también debe tener un claro enfoque hacia su nicho en cuestión. Debemos pensar en aspectos que resulten de interés para, así, involucrarlo a la hora de crear el nombre de empresa.

Por ejemplo, si tu público es internacional o está acostumbrado a relacionarse con nombres de productos en inglés, podrías considerar la opción de que el nombre de tu empresa fuese en dicho idioma.

Si, por el contrario, no están familiarizados con ello, mejor crearlo en el idioma nativo o, incluso, hacer un juego de palabras con ambos idiomas.

3) Simplicidad

Uno de los objetivos debe ser conseguir nombres de empresas que sean fáciles de identificar y recordar. Por ello, mejor quédate con ideas simples. Nadie va a recordar un nombre largo, pero sí otro sencillo (por ejemplo, con no más 3 o 4 letras).

En este sentido, si apuestas por los juegos de palabras como decíamos antes, asegúrate de que sean frases simples y sencillas de entender.

4) Originalidad

Es importante que, de un modo u otro, el nombre de empresa esté relacionado con la filosofía, valores y actividad de la misma. Pero esto no significa que no pueda incluir ciertas dosis de creatividad.

Por ejemplo, Steve Jobs nombró a su marca “Apple” porque quería transmitir que sus ordenadores eran tan fáciles de usar como comerse una simple manzana.

Pero, eso sí, si quieres que se te reconozca fácilmente, aléjate de cualquier similitud con nombres de tu competencia o de empresas de sectores diferentes.

5) Fácil pronunciación

Si te diriges a un público internacional, procura que el nombre de tu marca se pronuncie bien en todos los idiomas. En caso contrario, igualmente asegúrate de que se lo pones fácil a las personas a quienes te vas a dirigir.

6) Concreción

Si crees que un nombre da cabida a confusiones, o a un doble sentido con el que no deseas que tu marca se identifique, ¡mejor no lo uses!

La historia está repleta de nombres de marcas conocidas que han tenido que variar en diferentes países por esta misma razón. Por ejemplo, la marca Seat cambió el nombre a su modelo Seat Málaga para poder venderlo en Grecia. En este país, “Málaga” se dice “Malaka” y significa “excremento”.

7) Lenguaje positivo y descriptivo

El lenguaje también es algo a lo que debes prestar especial atención. Lo ideal es que los nombres de empresa sean evocadores y provoquen sensaciones positivas. Esto favorecerá en gran medida la aceptación en el mercado.

Con ello, me refiero a groserías o palabras que puedan sonar como tales. Piensa en la marca de papel Gvarro. Muchos lo llaman papel “Guarro”.

Por otro lado, si has pensado en crear nombres de empresa que sean descriptivos de tus productos o servicios, te recomiendo que lo pienses dos veces. En muchos casos no es la mejor opción, bien porque no suenan del todo correctos, bien porque no tienen gancho.

Es mejor darle un toque de creatividad para que el nombre sorprenda y, así, se generen grandes expectativas e, incluso, todos quieran tener uno de sus productos.

Aún así, hay casos en los que los nombres descriptivos sí han funcionado, como es el caso de Booking o Telefónica.

8) Representación de beneficios

Si el producto o servicio de la empresa en cuestión tiene un beneficio a resaltar, ¿por qué no reflejarlo en el nombre? Así lo hizo Marmota. ¿Quién no quiere un colchón que le ayude a descansar como una marmota?

9) Disponibilidad y durabilidad

Con esto me refiero a que no te dejes llevar por modas pasajeras. Quizás hoy está de moda una palabra o expresión y mañana ha dejado de tener gracia.

En este sentido, deberías escoger un nombre atemporal que no dependa de corrientes. Y, por supuesto, que no está registrado por ninguna otra empresa.

Puedes preguntar a tu gestoría o, en el caso de España, consultarlo en la Oficina Española de Patentes y marcas (OEPM). Allí te dirán si un nombre de marca o empresa está registrado.

10) Disponibilidad de dominio

En relación a lo anterior, también es interesante que compruebes si el nombre de dominio de tu marca, tal y como lo planteas, está libre en internet. Si vas a crear una web, es algo importante a tener en cuenta.

En caso de que esté en uso, o bien piensas en una variante, o bien sigues buscando dominios que no estén directamente relacionados con el nombre de empresa (por ejemplo, por palabra clave del nicho).

Estas recomendaciones, sumadas a dosis de ingenio, te ayudarán a obtener nombres de empresa únicos y por los que tu negocio será reconocido.

7 errores a evitar a la hora de generar nombres de empresa

7 errores a evitar a la hora de generar nombres de empresa

Al igual que hay recomendaciones que conviene seguir para crear nombres originales para empresa, existen una serie de errores que se cometen habitualmente y que hay que evitar siempre que sea posible. Estos son:

1) Generalidad

Con un nombre demasiado genérico corres el riesgo de no generar ninguna emoción en tu público. Es más, lo más probable es que la marca no cale en el consumidor ni sea recordada.

El nombre de la empresa debe impactar lo suficiente como para ser recordado. Si pasa desapercibido, difícilmente lo conseguirás. Así que, ya sabes, apuesta por nombres más precisos y con ciertas dosis de creatividad.

2) Gustos personales

Como decíamos al inicio, todas las acciones que realices en tu negocio deben tener como centro a tu cliente. Si estás buscando nombres originales de empresa, piensa cómo lo haría él.

No te bases en tus gustos personales, probablemente no sean los mismos que los de tu audiencia. Es más, para ti puede tener un significado y para tu público otro totalmente distinto.

En este sentido, podrías hacer una encuesta antes de hacer oficial el nombre de la empresa. Recuerda que una vez que comiences a difundirlo, no habrá marcha atrás.

3) Excesiva longitud

Los nombres de empresas demasiado largos o complejos, acaban por ser parafraseados u olvidados. Para evitar que eso ocurra en tu negocio, apuesta por otros más simples y cortos.

El público en general busca siempre opciones simples, todo aquello que suponga un esfuerzo o complicaciones, no será prioritario para ellos.

4) Condicionante para la actividad

Cuando los nombres de empresas están muy ligados al producto o servicio principal, suele resultar complejo asociarlo con nuevas ofertas que la compañía pueda lanzar. No sabes lo que te puede deparar el futuro, así que mejor propón un nombre que no excluya posibles productos o servicios de tu negocio.

Para que lo entiendas mejor, podemos volver al ejemplo de Apple. Si Steve Jobs hubiera ligado el nombre de la empresa a su producto inicial, los ordenadores, hoy en día sería algo más complejo entender la fabricación de otros dispositivos.

5) Sin planificación estratégica

El lanzamiento de una marca al mercado debe estar regido por una estrategia clara. El nombre de la misma no debe entrar en conflicto con ella. Este debe ser un elemento que sume fuerza y que no la desvíe de sus objetivos.

6) Sin ayuda profesional

A veces, lo mejor es buscar ayuda profesional en agencias que se dediquen exclusivamente a este proceso. Encontrar nombres originales de empresas no es tarea fácil. Si sientes que no surgen buenas ideas, contacta con los expertos.

7) Sin registro

De nuevo, te recomiendo que pidas asesoramiento a profesionales cuando vayas a registrar tu marca. Este trámite está repleto de información que puede resultar confusa, especialmente si no estás acostumbrado a lidiar con ella.

Cualquier error que se vea reflejado en el nombre de tu empresa, puede ser determinante. Antes de nada, debemos comprobar que todo está correcto.

Lista para elegir tu generador de nombre para empresa

Lista para elegir tu generador de nombre para empresa

Para terminar, me gustaría compartir un listado de herramientas o generadores muy intuitivos para crear nombres de empresa.

Es posible recurrir a ellas cuando la inspiración no está de nuestro lado. También si queremos analizar qué opciones podrían resultar más ventajosas o, simplemente, por curiosidad. Estas son algunos de las más conocidos:

Tiendanube. Esta herramienta es una plataforma para ecommerce. Dentro de las funcionalidades que ofrece, podemos encontrar un generador de nombres para empresa. Se puede usar totalmente gratis. Tan solo hay que elegir un sector y una palabra clave que represente al negocio.

Nameshack. Esta herramienta, además de aportar ideas sobre nombres de empresas, informa sobre la disponibilidad del dominio asociado. Con lo cual, ahorras tiempo en el proceso. Saber si el dominio está libre, o no, te puede facilitar la elección.

Shopify. Probablemente, sea la plataforma para crear ecommerce más popular. Como ocurría con Tiendanube, también incluye un creador de nombres de empresa gratuito. Con tan solo una consulta, obtendrás más de 100 ideas de nombres.

Business NameGenerator. Esta herramienta viene de la mano de Wix. Y al igual que la segunda aplicación de esta lista, nos informa sobre la disponibilidad de los dominios ligados.

Namelix. Una de las mejores alternativas para generar nombres originales de empresas es Namelix. Incluye más filtros y, eso, hace que puedas definir la longitud y el estilo. Con lo cual, las opciones son más variadas y creativas. Además, las ideas vienen acompañadas con un posible logo.

Estas herramientas son una gran ayuda para encontrar nombres originales para empresas. Te recomiendo que, aunque tengas tus propias ideas, les eches un vistazo. ¡Quizás alguna de sus sugerencias te sorprenda!

Sea como sea, si estás en proceso de crear el nombre de tu empresa, te recuerdo que es algo que requiere su tiempo. ¡Las grandes ideas no surgen de la noche a la mañana!

Teresa Alba

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.