¿Cómo redactar un buen email de presentación?

El email de presentación representa una de las mejores alternativas que tenemos para mejorar la comunicación por correo electrónico con nuestra audiencia, con nuestros clientes. Si nos atenemos a las cifras estadísticas, una rápida búsqueda en Google nos dejará saber que la tasa de apertura promedio ronda el 20% Esto es hablando de una generalidad de […]

El email de presentación representa una de las mejores alternativas que tenemos para mejorar la comunicación por correo electrónico con nuestra audiencia, con nuestros clientes.

Si nos atenemos a las cifras estadísticas, una rápida búsqueda en Google nos dejará saber que la tasa de apertura promedio ronda el 20%

Esto es hablando de una generalidad de emails comerciales, newsletters, etc.

Después si observamos la tasa de click seguramente ronda algo menos del 5%

Es muy posible que tus cifras sean mucho mejores, recuerda que es una media. Una media que compara mailings muy diversos. No será lo mismo un mailing en el que te llegue publicidad para comprar un coche.

Que el de una newsletter de un blog que te interesa y sigues con atención.

Las medias pueden ser terribles, y en realidad preocuparnos sobre todo si estamos por debajo de la misma.

Ya se encuentren tus cifras por debajo o por arriba de esta media

¿Cómo mejorar las tasas de apertura y click a medio y largo plazo?

· El email de presentación una herramienta muy poco aprovechada

El email de presentación, ese email que tus contactos reciben cuando se suscriben a tu lista ¿por qué es tan importante?

Para comprenderlo mejor podemos pensar en nuestra propia forma de actuar, en el día a día.

Cuando tenemos un nuevo interés le dedicamos tiempo.

Por ejemplo cuando te apuntas al gimnasio, las primeras semanas no faltas a tus sesiones ¿verdad?

Hay un gran interés que (en muchos casos) se va perdiendo con el tiempo.

Con los suscriptores de tu lista pasa algo parecido. Al principio tendrán mucho interés, abrirán tus emails, harán click en tus enlaces más habitualmente.

¿Cómo puedes aprovechar ese interés para beneficio de tu email marketing?

Gracias al email de presentación.

Este email, el primero que tu nuevo suscriptor recibirá (si no contamos el de confirmación) tiene que servir para establecer una base solida en la relación.

Pocas formas hay de desperdiciar esta posibilidad que no disponiendo de un email de presentación. Sobre todo porque solo necesitas programar un sencillo autoresponder.

9 consejos para que tu email de presentación sea más efectivo

· 9 consejos para que tu email de presentación sea más efectivo

1- Para empezar escribe un asunto irresistible

Se trata del primer email que van a recibir de tu empresa, y te interesa mucho no solo que lo abran, sino que se lleven una buena impresión. Para conseguirlo te recomiendo que sigas los consejos de este artículo.

Sería interesante que el asunto muestre también el estilo que tendrán el resto de emails, para que vaya dejando claro cual será tu tono y forma de comunicación. Así te evitas sorpresas futuras.

2- Comienza captando la atención

Como se suele decir «escribe lo que quieras pero no aburras».

Pon cuidado especial en este email de presentación. Lo último que quieres es aburrir a tus contactos en el primer párrafo que lean sobre ti o tu empresa.

¿Qué ayuda a mantener el interés?

Te recomendaría hacer uso del storytelling. Crea una historia, rememora una anecdota.

Claro, esto no siempre es fácil, pues requiere de cierta experiencia.

En ese caso no te preocupes, centra tu respuesta en el problema o necesidad de tu cliente.

Las personas mostramos más interés por nuestras cosas que por las de otros.

3- Demuestra que has investigado y conoces bien el problema

Una forma sencilla de ganarte cierto grado de confianza con los clientes es demostrar que conoces y comprendes el problema.

Si esto lo haces en el email de presentación vas a ganar puntos.

Esta es una estrategia de copywriting conocida, probada y efectiva.

4- ¿Vender o no vender en el email de presentación?

Esta es una duda habitual, ya que muchos negocios tienen miedo de vender. Creen que eso molestará a los contactos.

Aquí tenemos que  matizar ciertos puntos:

· Si no has engañado a los contactos en el momento de su suscripción a tu lista

· Si se suscribieron para solucionar una necesidad concreta

· Y tu producto soluciona dicha necesidad

¿Por qué se molestarían los contactos porque intentes venderles?

Se habrán suscrito para o bien aprender más de tu producto, o bien saber más sobre cómo solucionar su problema.

Si no tienen interés en comprar tampoco te beneficio mucho tenerlos en tu lista.

5- Ni poco ni mucho texto, el necesario

Muchas personas se preocupan en exceso por el tamaño del texto.

Que si es muy largo, que si es muy corto.

No importa demasiado. Solo tienes que tener en cuenta dos cosas:

· No aburras a tus suscriptores

· Escribe lo que necesites para conseguir tu objetivo, ya sea explicar algo de tu producto, que visiten un enlace, o que compren

Cumpliendo estos dos puntos no necesitas preocuparte por la longitud de tu texto. Eso sí, puedes revisar si hay algo que sobre, o que no es necesario decir.

6- Ajusta tu tono al contexto

Crea y utiliza un tono que tus contactos comprendan y compartan. Lo ideal es que no utilices expresiones o términos que no conozcan. Utiliza el mismo vocabulario que tus clientes para que no haya problemas de comprensión.

Esto es algo que también ayuda a generar cierto grado de confianza pues da la impresión de pertenecer al mismo «conjunto social».

Elige tus enlaces con atención

7- Elige tus enlaces con cuidado

Lo más probable es que quieras añadir al menos un enlace a tu email, para poder conseguir cualquier objetivo que tengas.

Si el texto de tu email es bastante largo en ese caso quizá sea mejor añadir un par de enlaces. Aunque el destino sea el mismo, te da la oportunidad de tener dos textos diferentes, así aumentas las posibilidades de que hagan click en alguno de ellos.

Utilizar diversos enlaces incluso te puede ayudar a comprender la objeción principal de tus clientes.

8- Da el siguiente paso

Intenta siempre ir marcando el siguiente paso, en un intento de generar micro-conversiones y que los contactos vayan aceptando la comunicación.

Puedes intentar, según el caso:

· Que se apunten a un webinar

· Establecer una llamada

· Indicar que habrá un siguiente email

· Que se descarguen algún documento

· O vayan a alguna página

En resumen que realicen alguna acción

9- Cierra el mensaje incluyendo algún aspecto importante

Es muy posible que muchos de tus suscriptores lean el principio, algo de la parte media del mensaje, y el final.

Ya sabes las personas siempre con prisas.

Es por eso que no debes dejar el final de tu email «abandonado», en lugar de eso incluye un mensaje importante, o repite un enlace que te interesa. Es muy probable que lo visualicen.

· El email de bienvenida

Puede ser una declaración de intenciones sobre tus futuros mailings. Sobre lo que le vas a ofrecer a tus contactos y cómo puedes ayudarles a solucionar sus problemas.

Además, como herramienta de email marketing el email de bienvenida te ayudará a mantener una buena entregabilidad gracias a ir añadiendo nuevos contactos que reciben y abren emails, e interactúan con ellos.

Puede cumplir muchos objetivos, mucho más que no enviar nada ¿no te parece?

joseargudo.com

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.